La sede Andalucista «se llenó» en la presentación del programa para la mujer

26M

Bajo el lema «Almuñécar-La Herradura en marcha para impulsar el papel de nuestras mujeres»

0 179

Una abarrotada sede Andalucista, llena de mujeres sexitanas, fue el marco donde el candidato a la Alcaldía, Juan Carlos Benavides, dio a conocer el programa para la mujer con que concurren a las elecciones municipales. Fue en la tarde de ayer martes, 14 de mayo, destacando durante su intervención el papel de las mujeres como garantía de supervivencia de las familias, especialmente en las épocas de crisis.

Un programa, desarrollado por Benavides, bajo el lema “Almuñécar-La Herradura en marcha para impulsar el papel de nuestras mujeres”, que reproducimos:

“ALMUÑÉCAR-LA HERRADURA EN MARCHA PARA IMPULSAR EL PAPEL DE NUESTRAS MUJERES”.
En las últimas décadas se ha avanzado de forma considerable en las legítimas reivindicaciones de nuestras mujeres que reclaman, justamente, el papel igualitario que les corresponde.
Pero no es menos cierto que las diferencias de oportunidades entre hombres y mujeres siguen siendo muy amplias y que en algunos aspectos incluso se han producido retrocesos.
El fracaso de las políticas basadas en discursos bienintencionados es puesto en evidencia por la creciente movilización de amplios colectivos de mujeres que reaccionan ante situaciones de flagrante injusticia.
Empezando por la perpetuación actitudes machistas entre los jóvenes, que el sistema educativo se ha mostrado incapaz de superar. Hay incluso un importante repunte del porcentaje de nuestros jóvenes, que asumen con absoluta normalidad el papel dominante y controlador del hombre sobre la mujer.
Consecuencia directa es la lacra del maltrato y la violencia de género, que en absoluto ha remitido y tienen importantes carencias en la respuesta social e institucional que reciben.
La brecha salarial entre hombres y mujeres sigue siendo amplia, al igual que la falta de permeabilidad de numerosas profesiones a la incorporación de la mujer.
En la dirección de empresas y en el mundo cultural, social o deportivo, la presencia de la mujer continúa siendo más anecdótica que real.
El desempleo y los contratos basura se ceban con mayor dureza sobre las mujeres.
La cobertura de las guarderías infantiles aún sigue siendo insuficiente y sus horarios no corresponden con las necesidades reales de las familias y también de las abuelas y abuelos que en muchos casos son quienes soportan gran parte del esfuerzo.
El recorte de las políticas asistenciales, sobre todo en la aplicación de la Ley de Dependencia, ha hecho recaer sobre nuestras mujeres la atención de nuestros mayores dependientes, ante la demora para resolver los expedientes.
Tenemos que reaccionar denunciando las situaciones discriminatorias hacia las mujeres e impulsando proyectos que contribuyan a superar las desigualdades.
Pretendemos incrementar la oferta de plazas de guarderías infantiles, con una nueva guardería en el Mercado Municipal una vez rehabilitado y en otras nuevas en zonas de nuestro municipio en que exista una demanda real, y adaptando sus horarios a las necesidades de nuestras familias, incluyendo los fines de semana.
Vamos a montar un servicio para nuestros mayores dependientes, el «abudía», con nuevos centros ubicados en los distintos núcleos de población de nuestro municipio, donde se les pueda atender, con horarios flexibles, incluyendo la posibilidad de un catering, y que permita a nuestras mujeres una mayor disponibilidad de su tiempo.
De la mano de las Asociaciones de Mujeres, las Ampas y toda la comunidad educativa, queremos ofertar a nuestros jóvenes un amplio programa de actividades que promuevan la igualdad.
El asesoramiento a nuestras mujeres debe ganar en proximidad y eficacia. Vamos a acercar los servicios del Centro de la Mujer a las personas afectadas, mejorar el asesoramiento jurídico y cubrir algo tan importante como la atención psicológica.
Una comisión en la que participen el poder judicial, los servicios sociales, las fuerzas de seguridad y las asociaciones que trabajan en el sector, contribuirá a un mejor seguimiento y respuesta a los casos de violencia contra la mujer.
La residencia de mujeres, situada en Laderas de Castelar, debe recuperar la funcionalidad para la que se creó.
La especial situación de las «madres solas» y la asociación de Madres Solas Marisa Sendón merecen un respaldo efectivo desde la administración municipal.
El papel del movimiento asociativo de la mujer debe potenciarse con la firma de convenios de colaboración con el Ayuntamiento y la creación de un Consejo de Participación de la Mujer, poniendo a disposición de nuestras mujeres una «Casa de la Mujer», punto de encuentro para el desarrollo de todas sus iniciativas.
Especial atención queremos prestar a respaldar el importante trabajo realizado por las monitoras de manualidades, que juegan un papel muy interesante en la formación e integración de un amplio colectivo de mujeres.
Y también, respaldar desde el departamento municipal destinado a los emprendedores, todas las iniciativas de autoempleo que surjan de nuestras mujeres.
El reconocimiento de la trayectoria y los valores humanos de nuestras mujeres, puestos de manifiesto en los premios Paquita Ruiz y los otorgados por las asociaciones de mujeres con motivo del Día de la Mujer, son una buena tradición que queremos preservar.
En resumen, vamos a transformar la ciudad con una mirada femenina impulsando iniciativas y proyectos que abarquen los 365 días, de la mano del amplio abanico asociativo existente entre las mujeres de nuestro municipio.

Te recomendamos
Comentarios
Loading...
Recibe nuestra newsletter
Las noticias del día. (Lunes a viernes a las 20 horas)
Sin Spam, sólo noticias
Puedes darte de baja en cualquier momento
Al darte de alta aceptas nuestra Politica de privacidad