El subdelegado del Gobierno en Granada, Francisco Fuentes, ha presentado esta mañana, junto al comisario provincial de la Policía Nacional, Jorge A. Infantes, la jefa de la Brigada Provincial de Policía Judicial, Yolanda Rodríguez y el inspector jefe de la Brigada Provincial de Seguridad Ciudadana, Ignacio Sánchez, los resultados del Plan Norte, puesto en marcha a comienzos de 2017 para luchar contra el cultivo “indoor” de marihuana y la defraudación de fluido eléctrico en la zona norte de la ciudad.

Según ha explicado Fuentes, este plan se puso en marcha “debido a que a finales de 2016 se habían producido cortes de luz en la zona Norte de Granada y los vecinos reclamaron a las administraciones y a la empresa suministradora que se actuara para acabar con la actividad delictiva de enganches ilegales y cultivo de marihuana que los estaban provocando”. “El Gobierno de España no podía dejar a los ciudadanos desprotegidos y por ello se convocó una mesa técnica en la que estaban presentes todas las administraciones y la empresa suministradora en la que, cada administración, se comprometió, en el marco de sus competencias, a actuar para que no se produjeran más cortes de luz”.

Fruto de esas reuniones, la Subdelegación del Gobierno, en colaboración con Policía nacional, puso en marcha un plan de choque integral con el fin de evitar los apagones eléctricos y normalizar el suministro en la zona.

El Plan, en dos fases
El Plan, ha explicado el subdelegado del Gobierno, se ha desarrollado en dos fases: la primera, de febrero a marzo, y, la segunda, de abril a mayo. Los objetivos fundamentales del Plan han sido mantener y garantizar el suministro eléctrico en las viviendas de la zona Norte, desconectar las instalaciones eléctricas fraudulentas, perseguir los delitos de defraudación de fluido eléctricos y localizar e incautar instalaciones dedicadas al cultivo de marihuana.

Con estos objetivos, las acciones emprendidas por Policía Nacional se han centrado en la realización de mediciones de consumo eléctrico de Endesa, con acompañamiento de agentes de la brigada Provincial de Seguridad Ciudadana para dar seguridad y conocer los titulares de los inmuebles donde pudieran producirse defraudación de fluido eléctrico, desarrollar investigaciones partiendo de los datos obtenidos de las mediciones y aumentar el número de operativos de entrada y registro conforme a la información recopilada.

Resultados
Toda esta actividad ha dado como resultado que durante las dos fases del Plan se hayan realizado 33 actuaciones en las que se han practicado 40 detenciones y se hayan detectado 1.313 enganches ilegales. Además, se han intervenido 8.362 plantas de marihuana y casi 9 kilogramos de cogollos de marihuana.

Francisco Fuentes ha realizado una valoración “positiva” del Plan y ha señalado “que se seguirá trabajando tanto en la zona Norte como en el resto de la provincia para que el cultivo de marihuana y la defraudación de fluido eléctrico deje de ser un problema en la provincia”. De hecho, Fuentes ha explicado que tras la puesta en marcha del Plan Norte “se han dejado de registrar denuncias por parte de los vecinos por cortes de luz, lo que indica que el trabajo que se ha realizado va por el buen camino”.

Al margen del Plan Norte, el trabajo de la Policía Nacional en la lucha contra el cultivo de marihuana y defraudación de fluido eléctrico, ha dado como resultado el desarrollo de 34 actuaciones con 48 detenidos, la intervención de 4.787 plantas de marihuana, casi 7 kilogramos de cogollos de marihuana, 21 gramos de cocaína, casi 2,5 toneladas de hachís y cerca de 3 kilogramos de drogas de diseño.

Compartir

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here